sábado, 20 de diciembre de 2008

Sois mi rincón favorito de Madrid...



Cierto es que no acostumbro a escribir dedicatorias , pero hay momentos en los que romper el guión se hace divertido, sobre todo si la ocasión y las destinatarias lo merecen.


Esta ñoñísima canción, como muchas otras, forma parte de una preciosa, intensa y duradera historia de años y aventuras. De lágrimas de emoción y cacajadas, de reproches y abrazos, de confidencias y apoyo incondicional.
De viajes y conocimiento, de experiencias y errores, y como no, repleta de recuerdos de conciertos con cierto sabor a cerveza tibia y vinacho barato... Esta tema siempre formará parte de nosotras, nuestra amistad y nuestro recorrido juntas, de sueños que ya hemos realizado y los que nos quedan por realizar.
Silvia, Ñiguez, Jenni, Pala... Ahí va:



"Madrid"



"Bajando por donde los garitos, dejándome caer por la cuesta abajo. He estado tan solito hasta que te he encontrado.
Y tocando en el telefonillo, me dices que aun te queda para un rato. Tómate tu tiempo, aún no ha anochecido, yo te espero en Casa Paco.
Y qué gusto da estar enamorado y pasear contigo del brazo. Traigo rosas rojas para ti, eres mi rincón favorito de Madrid.
Bebiendo y charlando riendo y bailando, bailando y bailando, va pasando el tiempo. No hay nada como las noches de verano, no hay nada como las ganas que te tengo.
Noches de Siroco, terracita Antón Martín, y ese bar de Tirso que te gusta tanto a ti, por la espina dorsal de la gran vía derrapa una sirena de la policía.
Y qué gusto da estar enamorado y pasear contigo del brazo. Traigo rosas rojas para ti, eres mi rincón favorito de Madrid.
Mi piel necesita tu piel, mi boca necesita tu boca, dame de beber. Y desnuditos y ya en tu cama, luz de farolas tras las persianas, vuelvo a la vida cuando me tocas, nace una estrella nueva en Atocha. Estoy loco por ti...eres mi ricón favorito de Madrid.
Y qué gusto da estar enamorado y pasear contigo del brazo. Traigo rosas rojas para ti, eres mi rincón favorito de Madrid.
De Madrid, de Madrid..."

martes, 2 de diciembre de 2008

Babe, I'm gonna leave you

He charlado sobre música con mucha gente de todo tipo, unos más entendidos otros menos, y otros que, como en mi caso, simplemente no quieren entenderla sino experimentarla. La cuestión es que siempre hemos llegado a la conclusión de que las canciones que más nos remueven el alma son las que hablan de pérdida, ya sea de ilusión, de emoción, de ganas de seguir adelante o de un ser querido. Posiblemente sea porque lo que más puede doler hasta llegar a convertir a una persona en algo insignificante es que le quiten esos recursos y atributos que le permiten serlo.
Este tema de Led Zeppelin nos habla de esto, de la pérdida del ser amado, voluntaria o involuntariamente, por bien o por mal. Su letra se repite incesante, primero suena a pura y dolorosa resignación, y depués se vuelve cada vez más hiriente y loca. Esta canción es una herida abierta y sangrante, como las que deja el abandono...


domingo, 16 de noviembre de 2008

Brandon Flowers, un "asesino" y un sentimental...


Brandon Flowers es la voz o "frontman" (para la gente "cool") del grupo estadounidense de rock&roll indie, "The Killers", es decir, "los asesinos".
Desde la primera escucha de la primera canción de su primer disco (Jenny was a friend of mine), me atrajeron inmediatamente, tan sólo con el sonido del bajo bastó... Pero sobre todo destacaría la impresión que me produjo Brandon en particular, no como cantante, sino como intérprete musical. Conceptos que solemos entender como sinónimos , pero que bajo mi punto de vista, y como buena "tiquismiquis" que soy, creo que es importante diferenciar. Cantar, muchos pueden hacerlo... Interpretar mediante la voz cantada, pocos, muy pocos.
Personalmente, prefiero un intérprete mediocre, sin técnica o incluso malo, pero que sea capaz de representar bien la escena. De transmitir de una forma expresiva y natural, sin notas complicadas, virtuosismos, ni lujos innecesarios.
Esto fue lo que me llamó la atención de Brandon Flowers. Que podía ser tan loco y colérico, como irónico o tremendamente romántico a la hora de cantar. Aporta ese toque sentimental y pintoresco, y al mismo tiempo sin excesos, que muchos buscamos en la música y que hoy en día, con esa explotación de lo cien por cien superficial, parece ser que sólo se nos ofrece de la forma más estandarizada y mecanizada posible. En resumen, totalmente industrializada y carente de imaginación .
A continuación dejo una preciosa versión que The Killers realizó de la canción "Romeo and Juliet" perteneciente a los grandísimos Dire Straits.










"Romeo and Juliet"

Romeo, enfermo de amor, canta una serenata callejera,

deprimiendo a todo el mundo con su canción de amor.

Encuentra una farola apropiada, sale de las sombras,

y dice algo así como: "¿Qué hay de nosotros, nena?"

Julieta dice: "¡Ah! ¡Es Romeo!, casi me matas del susto"

Él, bajo la ventana. Ella canta "¡Laralá! Mi chico ha vuelto"

No deberías venir por aquí, despertando a la gente con tus canciones.

De todos modos, ¿qué le vamos a hacer?

"Julieta, los dados estaban trucados desde el principio

y aposté y estallaste en mi corazón

y olvidé, olvidé... la canción de la película...

¿Cuándo te vas a dar cuenta de que, simplemente, no era el mejor momento? Julieta"

Van por distintas calles, calles de vergüenza,

ambas sucias, ambas vulgares, y el sueño era el mismo.

Yo soñé tu sueño por ti y ahora tu sueño es real.

¿Cómo me puedes mirar como si yo fuera uno mas de tus líos?

Puedes ceder por cadenas de plata, puedes ceder por cadenas de oro,

puedes enamorarte de atractivos desconocidos y de sus promesas.

Tú me lo prometiste todo, me prometiste el oro y el moro,

y ahora sólo sueltas: "¿Romeo? Ah! Sí, tuve una historia con él."

Julieta, cuando hacíamos el amor solías llorar

Te decía: "Te quiero como a las estrellas del firmamento. Te querré hasta la muerte"

Hay un lugar para nosotros, ya conoces la canción...

¿Cuándo te vas a dar cuenta de que no era el momento apropiado, Julieta?

No se hablar como lo hacen en TV y no se hacer una canción de amor como es debido.

No lo puedo hacer todo, pero haría cualquier cosa por ti.

No puedo hacer nada excepto estar enamorado de ti.

Todo lo que hago es extrañarte, y a la forma como estabamos juntos.

Todo lo que hago es mantener el pulso y las malas compañías.

Todo lo que hago es besarte a través de los versos de un poema.

Julieta, haría las estrellas contigo en cualquier momento.

Julieta, cuando hacíamos el amor solías llorar.

Te decía: "Te quiero como a las estrellas del cielo. Te querré hasta la muerte"

Hay un lugar para nosotros, ya conoces la canción...

¿Cuándo te vas a dar cuenta de que no era el momento apropiado, Julieta?

Romeo, enfermo de amor, canta una serenata callejera,

deprimiendo a todo el mundo con su canción de amor.

Encuentra una farola apropiada, sale de las sombras,

y dice algo así como: "¿Qué hay de nosotros, nena?"...








domingo, 26 de octubre de 2008

"Corsés góticos y cascos de walkiria" por: Arturo Pérez-Reverte

En un blog que intenta tratar sobre buena música, con lo subjetivo de estas palabras, y como gran aficionada a la música metal que es su conductora, es necesario que aparezca este artículo que algún tiempo atrás publicó su autor, Arturo Pérez-Reverte . No haré comentarios sobre él, ya que prefiero que lo leáis vosotros sin ningún tipo de idea preconcebida. Lo que sí puedo decir, es que, aparte de estar de acuerdo e identificarme mucho con el 99% de los puntos que toca en su desarrollo, es el mejor artículo relacionado con la música en general que he leído hasta el día de hoy. Espero vuestras opiniones:


"CORSÉS GÓTICOS Y CASCOS DE WALKIRIA"

No soy muy aficionado a la música, excepto cuando una canción –copla, tango, bolero, corrido, cierta clase de jazz– cuenta historias. Tampoco me enganchó nunca la música metal. Me refiero a la que llamamos heavy o jevi aunque no siempre lo sea, pues ésta, que fue origen de aquélla, es hoy un subestilo más. Siempre recelé de los decibelios a tope, las guitarras atronadoras y las voces que exigen esfuerzo para enterarse de qué van. Las bases rítmicas, el intríngulis de los bajos y las cuerdas metaleros, escapan a mi oído poco selectivo. Salvo algunas excepciones, tales composiciones y letras me parecieron siempre ruido marginal y ganas de dar por saco, con toda esa parafernalia porculizante de Satán, churris, motos y puta sociedad. Incluidas, cuando se metían en jardines ideológicos, demagogia de extrema izquierda y subnormalidad profunda de extrema derecha. Etcétera. Sin embargo, una cosa diré en mi descargo. De toda la vida me cayeron mejor esos cenutrios largando escupitajos sobre todo cristo que los triunfitos relamidos, clónicos y saltarines, tan rubios, morenos, rizados y relucientes ellos, tan chochidesnatadas ellas, con sus megapijerías, sus exclusivas de tomate y papel cuché, y toda esa chorrez envasada en plástico y al vacío. Al menos, concluí siempre, los metaleros tienen rabia y tienen huevos, y aunque a veces tengan la pinza suelta y hecha un carajal, éste suele ser de cosas, ideas, fe o cólera que les dan la brasa y los remueven, y no de cuántas plazas será el garaje de la casa que comprarán en Miami cuando triunfen y puedan decir vacuas gilipolleces en la tele como Ricky, como Paulina, como Enrique. Pero de lo que quiero hablarles hoy es de música metal. Ocurre que en los últimos tiempos –a la vejez, viruelas– he descubierto, con sorpresa, cosas interesantes al respecto. Entre otras, que esa música se divide en innumerables parcelas donde hay de todo: absurda bazofia analfabeta y composiciones dignas de estudio y de respeto. Aunque parezca extraño y contradictorio, la palabra cultura no es ajena a una parte de ese mundo. Si uno acerca la oreja entre la maraña de voces confusas y guitarras atronadoras, a veces se tropieza con letras que abundan en referencias literarias, históricas, mitológicas y cinematográficas. Confieso que acabo de descubrir, asombrado, entre ese caos al que llamamos música metal, a grupos que han visto buen cine y leído buenos libros con pasión desaforada. Ha sido un ejercicio apasionante rastrear, entre estruendo de decibelios y voces a menudo desgarradas y confusas, historias que van de las Térmópilas a Sarajevo o Bagdad, incluyendo las Cruzadas, la conquista de América o Lepanto. Como es el caso, verbigracia, de Iron Maiden y su Alexander the Great. La mitología –Virgin Steele, por ejemplo, y su incursión en el mundo griego y precristiano– es otro punto fuerte metalero: Mesopotamia, Egipto, La Ilíada y La Odisea, el mundo romano o el ciclo artúrico. Ahí, los grupos escandinavos y anglosajones que cantan en inglés copan la vanguardia desde hace tiempo; pero es de justicia reconocer una sólida aportación española, con grupos que manejan eficazmente la fértil mitología de su tierra: Asturias, País Vasco, Cataluña o Galicia. Tampoco el cine es ajeno al asunto; las películas épicas, de terror o de ciencia ficción, La guerra de las galaxias, Blade Runner, Dune, las antiguas cintas de serie B, afloran por todas partes en las letras metaleras. Lo mismo ocurre con la literatura, desde El señor de los anillos hasta La isla del tesoro o El cantar del Cid. Todo es posible, al cabo, en una música donde el Grupo Magma canta en el idioma oficial del planeta Kobaia –que sólo ellos entienden, los jodíos– mientras otros lo hacen en las lenguas de la Tierra Media. Donde Mago de Oz alude –La cruz de Santiago– al capitán Alatriste y Avalanch a Don Pelayo. Donde los segovianos de Lujuria lo mismo ironizan sobre la hipocresía de la Iglesia católica en cuestiones sexuales que largan letras porno sobre Mozart y Salieri o relatan, épicos, la revuelta comunera de Castilla. Y es que no se trata sólo de estrambóticos macarras, de rapados marginales y suburbanos, de pavas que cantan ópera chunga con corsé gótico y casco de walkiria. Ahora sé –lamento no haberlo sabido antes– que la música metal es también un mundo rico y fascinante, camino inesperado por el que muchos jóvenes españoles se arriman hoy a la cultura que tanto imbécil oficial les niega. El grupo riojano Tierra santa es un ejemplo obvio: su balada sobre el poema La canción del Pirata consiguió lo que treinta años de reformas presuntamente educativas no han conseguido en este país de ministros basura. Que, en sus conciertos, miles de jóvenes reciten a voz en grito a Espronceda, sin saltarse una coma.

Arturo Pérez-Reverte.


miércoles, 22 de octubre de 2008

Nightwish y Tarja; Tarja y Nightwish

Apuesto a que, en caso de que haya alguna o algún lector de este blog que me conozca personalmente, aunque sea un mínimo, se estará extrañando bastante (si no preocupado), de que no hubiese aparecido todavía homenaje o recordatorio alguno de ningún grupo de heavy metal finés, a los que soy tan aficionada.
Bien, pues nunca es tarde...
Esta tarde, estaba a punto de enloquecer repasando apuntes ininteligibles de asignaturas coñazo, cuando he sentido la necesidad de volver a escuchar aquella genial banda que fusionaba unas melodías de fondo suaves y muy elaboradas, a cargo de Tuomas Holopainen, con el sonido básicamente duro, contundente y afilado del metal, originario de Emppu, Jukka y Marco (actualmente). Y todo ello adjuntado con una voz femenina operística tan dulce como poderosa, la de Tarja Turunen. El resultado de esta unión musical, que surgió allá por el año 1996 en la mágica tierra de Finlandia, recibió el nombre de Nightwish.
La banda creó cinco discos de estudio, mas dvd's y discos en directo, y durante casi diez años cargó un enorme número de conciertos a sus espaldas. Hasta el año 2007.
El año pasado quedé sorprendida y por qué no decirlo, un poco decepcionada, al comprobar que Nightwish sacaba un nuevo álbum al mercado (Dark Passion Play), pero sin Tarja. La nueva cantante principal era Anette Olzon, cuyas aptitudes como cantante no me parecieron malas en absoluto, pero sí indiferentes. Se había sustituido a una cantante de ópera de un carisma y una fuerza arrasadora sobre el escenario, por una cantante de voz muy aguda, limpia y dulce... es decir, como el 99% del resto de cantantes femeninas en bandas del género gothic metal.
Nightwish seguía su camino apartando a Tarja de él, y explicaba las causas en una carta (que podréis encontrar por internet con facilidad), bajo mi punto de vista no muy acertada y no muy respetuosa hacia la persona que no sólo había sido su compañera y cantante durante tantos años, sino que, por mucho que pueda molestar a otros fans de la agrupación, fue la imagen y por qué no decirlo, el símbolo de Nightwish a pesar de todo. Quizás el resto de componentes de la banda tuvieron motivos más que suficientes para deshacerse de ella o quizás no, no sé los motivos reales ni me importan, y aunque este grupo me sigue pareciendo de una enorme calidad
(porque la ha tenido y la tendrá siempre), para mi ha dejado de ser tan especial, es un buen grupo del género, pero como muchos otros más... Ya no encuentro ese punto distintivo cuando escucho su último trabajo y veo actuaciones en directo, ya no se me hace un nudo en el estómago como cuando escuchaba la voz de Tarja, y siento decir que mucho menos cuando escucho a Anette entonar melodías que toda la vida fueron "propiedad" de Tarja. Pero como suele decir la gente "para gustos colores". No es mi intención faltar al respeto ni a la señorita Olzon, ni a sus seguidoras y seguidores, y menos al resto de la agrupación que tantos buenos momentos me ha proporcionado a lo largo de tantos años. Sin embargo esta es mi opinión, personal y totalmente subjetiva, como son las opiniones y como son las críticas...Y bueno, ya iba siendo hora de que apareciese por aquí alguna no tan positiva, ¿no?.
Respecto a Turunen, ha comenzado este año su carrera en solitario, con un dico llamado "My Winter Storm", y aunque no lo he escuchado en su totalidad, tiene muy buena pinta. Y ya para despedirme diré, que le deseo una larga y satisfactoria trayectoria como solista y como la gran artista que ha demostrado ser siempre.

Irene García Maciá




PD: A continuación adjunto un video de la canción "Nemo". Una actuación del dvd que Nightwish sacó a la venta tras la expulsión de Tarja: "End of an Era" (Fin de una era).



domingo, 19 de octubre de 2008

Tal día como hoy, se cumple un año...

Acaba de empezar un nuevo día, la madrugada del 20 de Octubre. Como dice ahí arriba, tal día como hoy, se cumple un año desde el concierto de Héroes del Silencio en Sevilla, y una de las pocas cosas de las que puedo presumir, es de que tuve la gran oportunidad de estar en ese enorme estadio sevillano de la Cartuja, esa noche.
Días después del gran acontecimiento, por fin fui capaz de sentarme frente al ordenador y escribir las siguientes líneas, con la intención de intentar expresar, aunque fuese de forma insuficiente y muy aproximada, aquéllo que vi y sentí, y de alguna forma guardarlo en el caótico cajón de mi memoria, para ojearlas y recordar aquellas escenas y aquellos acordes, en noches como esta.


Héroes del Silencio 2007

Bueno, después de casi una semana sigo sin palabras para expresar lo que sentí el pasado sábado 20 de Octubre, cuando llegaron las 9 en punto y una mezcla de luces y la oscuridad del cielo se abrían paso en la Cartuja de Sevilla y aparecían HÉROES DEL SILENCIO, pero lo voy a intentar y a ver que sale... Sólo sé que, la piel de gallina y una mezcla de nervios en el estómago, incredulidad, y una emoción brutal (que jamás pensé que sería capaz de sentir en un concierto) se apoderaron de mi, y yo sólo podía mirar la gran pantalla y el pequeño trocito de escenario que podíamos ver desde nuestra situación, con los ojos como platos, cara de gilipollas y completamente inmóvil, mientras la gente saltaba, gritaba y coreaba a mi alrededor... Hasta que al fin pude reaccionar, me cayeron unas lagrimitas y ya empezamos a disfrutar 100% de ese pedazo de espectáculo, junto con el resto de público.

Ahí estábamos 72.500 personas emocionadas, (¡72.500!) algunas por recordar y revivir por unas horas viejos tiempos y otros por vivir un momento que dada nuestra edad, jamás creímos que podríamos presenciar. La cuestión es que para todos los que estábamos allí era una ocasión sumamente especial, única e irrepetible, por desgracia.

El escenario enorme, con su larguísima pasarela en el centro, como le gusta a Bunbury, y todo cuidado hasta el mínimo detalle... Me encantó un momento en el que Bunbury cantaba "Maldito Duende" y en las pantallas que estaban a su espalda aparecía él mismo cantando esa misma canción allá por los noventa. Así como la explosión e inundación del estadio de diminutos papelitos que junto a unos potentes focos de luz morada, nos hacía sentir una auténtica lluvia de un color púrpura eléctrico sobre nuestros ojos, en el momento final y más explosivo de
"La Chispa Adecuada".


Los fuegos artificiales al finalizar el espectáculo fueron preciosos, y ellos, como lo que son, auténticos "Héroes de Leyenda", muy agradecidos, educados y aparentemente emocionados en algún que otro momento, en su línea... Encantadores y muy profesionales.

Fueron 3 horas de concierto, con todos sus clásicos, los que no son clásicos y algunas canciones desconocidas, al menos para mi. Yo me quedo con "Avalancha", "Tesoro", "Iberia sumergida", "Deshacer el mundo", "La herida", "Maldito duende", "Entre dos tierras"...Y no voy a seguir enumerando simplemente porque me quedo con todas y con todo. Primer concierto en el que me gustan absolutamente todas las canciones. Aunque no está de más recordar que eché tremendamente en falta disfrutar de "Flor de Loto" y
"Decadencia".


Para despedirme sólo diré que Héroes "Para Siempre".



Irene García Maciá

sábado, 11 de octubre de 2008

La antístesis de Lennon...

"IMAGINA..." (Imagine - John Lennon)
Imagina que no hay paraíso...es fácil si lo intentas
Ningún infierno bajo nuestros pies... y sobre nosotros sólo cielo
Imagina a toda la gente viviendo el presente...
Imagina que no hay países, no es difícil de hacer
Nada por lo que matar o morir, sin religión
Imagina a toda la gente viviendo en paz...
Puedes decir que soy un soñador, pero no soy el único
Sólo espero que algún día te nos unas y tal vez así el mundo será uno.
Imagina nada de posesiones... me pregunto si puedes
Ninguna necesidad de avaricia o ansia
Y fraternidad entre los hombres
Imagina a toda la gente compartiendo todo el mundo...
Puedes decir que soy un soñador, pero no soy el único
Espero que algún día te nos unas... y el mundo vivirá como uno.
"DIOS" (God - John Lennon)
Dios es un concepto, por el cual podemos medir nuestro dolor.
Lo diré de nuevo, Dios es un concepto por el cual podemos medir nuestro dolor.
Yo no creo en la magia,
no creo en el I-ching,
no creo en la Biblia,
no creo en el tarot,
no creo en Hitler,
no creo en Jesús,
no creo en Kennedy,
no creo en el Buda,
no creo en el Mantra,
no creo en la Gita,
no creo en el yoga,
no creo en reyes,
no creo en Elvis,
no creo en Zimmerman (Bob Dylan),
no creo en los Beatles!...
Yo sólo creo en mí, en Yoko y en mí
Y es cierto. ¿Qué puedo decir?
Los sueños se acabaron.
Ayer, Yo era una tejedor de sueños, pero ahora he renacido.
Yo era la morsa, pero ahora soy John.
Así que, queridísimos amigos, tan sólo tienen que seguir...
El sueño se ha acabado

viernes, 10 de octubre de 2008

¿Qué entiendo por Artista?

Todos sabemos que el artista es un ser humano. Eso está claro. Sin embargo, entre los seres humanos son los más rebosantes de humanidad, sin ningún lugar a dudas (sin entenderse "humanidad" como sinónimo de "bondad"). ¿Por qué?. Quizás sea porque son seres con un desarrollo especial de los sentidos que todos tenemos y que pocos usamos. Un desarrollo a veces innato y otras muchas veces nacido del esfuerzo y el interés, del trabajo, del estudio o tal vez del afán de superación. Sea como sea, la cuestión es, que cuando tenemos a uno de ellos cerca, lo notamos rápidamente, aunque no nos hable ni nos mire, tienen ese enigma misterioso que se hace latente en cada gesto, que nos atrapa de inmediato... Por eso creo personalmente, que son seres especiales, como de otro planeta.
El artista, por regla general, está en una constante búsqueda de la belleza, de la perfección. Viven y perciben al cien por cien, siempre alerta, a flor de piel. Para lo bueno, pero también para lo malo. La mayoría incluso tiende más hacia la negatividad. Un famoso músico confesó que no podía permitirse el lujo de ser feliz, ya que de ese modo, su música lo perdería todo, y no sería capaz de escribir una buena canción. Cuando aman lo hacen tan intensamente que son capaces de morir de amor, cuando odian pueden convertirse en las más oscuras y siniestras de la criaturas, y cuando sufren pueden dar lugar a la más preciosa poesía, ilustración, escena o canción. Son los únicos seres capaces de hacer obras sumamente bellas de un sentimiento como puede ser el dolor.
El error aparece cuando ese aura es contaminada por una industria, por dinero, por determinadas compañías o consejos, por una rutina, o por una fama que en pequeñas dosis puede beneficiar (ya que mediante ella se nos dan a conocer a nosotros, los consumidores), pero que en grandes cantidades es como un veneno peligroso y a veces incluso mortífero.
Los artistas nos venden algo tan tremendamente complejo como pueden ser los sentimientos y las ideas. Corazón y razón llevados al límite. Es posible que dicho así suene como algo fácil de hacer, pero no lo es. Esta gente no sólo los trabaja, los empaqueta y los vende, sino que sabe como hacerlo. Ahí es donde entran dos factores: el talento y la autenticidad. Son personas que aprovechan todo lo que forma parte del mundo y de su mundo, y lo analizan de forma minuciosa. Cualquier pequeñez inapreciable para el resto de humanos es un recurso para ellos, un recurso para crear.
Sin embargo, especial no es sinónimo de perfecto, no nos confundamos. La mayoría de ellos junto a esa búsqueda de la perfección arrastran una búsqueda incansable de ellos mismos. Cualquier logro nunca es suficiente. Ese sacrificio en algunos casos llega a recluirles y a consumir sus vidas, mientras nosotros, los amantes del arte llenamos las nuestras. No olvidemos que son personas y como personas, son imperfectos, y algunos quizás más que el resto de individuos.
Los artistas, los creadores, tienen la función de enseñarnos a sentir y puede que incluso a pensar, pero no tienen la de enseñarnos a vivir. Eso cada uno hemos de aprenderlo por nosotros mismos. Cada uno de nosotros tiene la función de crear el camino que es su propia vida, de la manera que quiera, de la manera que sueñe. Y eso, el hecho de crearse o re-crearse a uno mismo también es una obra de arte.
Irene García Maciá

domingo, 5 de octubre de 2008

Eddie Vedder - Guaranteed

3 de la mañana...

Falta de sueño...

Entonces, sin saber por qué, recuerdo su voz, la de Vedder, y con ella los primeros acordes de esta canción.

Y la escucho, cual susurro tranquilizador en la oscuridad de la noche. Y pienso en su letra, su mensaje me invade... y no puedo evitar sentirme parte de ella, durante sus casi 3 minutos...



"CON UNA RODILLA POSTRADA NO EXISTE MANERA DE SER LIBRE
LEVANTANDO UNA COPA VACÍA ME PREGUNTO SILENCIOSAMENTE, SI ACASO TODOS MIS DESTINOS ACEPTARAN A LA PERSONA QUE SOY, PARA QUE PUEDA RESPIRAR
CÍRCULOS, ELLOS CRECEN Y TRAGAN A TODA LA GENTE; LA MITAD DE SUS VIDAS LE DICEN BUENAS NOCHES A UNA ESPOSA QUE NUNCA CONOCIERON
TENGO UNA MENTE LLENA DE PREGUNTAS Y A UN PROFESOR EN EL ALMAY ASÍ CONTINÚA...
NO TE ACERQUES O TENDRÉ QUE IRME
SOSTENIÉNDOME COMO LA GRAVEDAD, EN LUGARES QUE EMPUJAN
SI ALGUNA VEZ HUBO ALGUIEN QUE QUISO MANTENERME EN CASA, ESA DEBES SER TU...
ME CRUZO CON TODOS EN JAULAS QUE ELLOS COMPRARON
ELLOS PIENSAN EN MI Y EN MI VAGANCIA, PERO NUNCA FUI LO QUE ELLOS PIENSAN
TENGO MI INDIGNACIÓN PERO TODOS MIS PENSAMIENTOS SON PUROS
ESTOY VIVO...
EL VIENTO EN MI PELO, ME SIENTO PARTE DE TODOS LOS LUGARES
POR DEBAJO DE MI EXISTENCIA HAY UNA RUTA QUE HA DESAPARECIDO
TARDE, EN LA NOCHE PUEDO ESCUCHAR LOS ÁRBOLES, ELLOS CANTAN CON LOS MUERTOS...
DÉJAMELO A MI MIENTRAS ENCUENTRO UNA MANERA DE SER
CONSIDÉRAME COMO UN SATÉLITE QUE SE MANTIENE POR SIEMPRE EN ÓRBITA
CONOZCO TODAS LAS REGLAS PERO LAS REGLAS NO ME CONOCEN A MI, ESO ESTÁ GARANTIZADO..."




domingo, 28 de septiembre de 2008

Magenta: La Reina del Salón

Como dijo Hector Fouce, en su ponencia en la Universidad de Alicante el pasado mes de Julio: Sería conveniente reescribir la historia del pop español de los 80, a fin de buscar y sacar a relucir el papel representado por todas las "olvidadas" (adjetivo certero y conveniente al máximo).
Bien, pues estoy del todo de acuerdo con su propuesta. Y digo yo; ¿por qué no comenzar con un grupo que cumple con todos los requisitos anteriores?
Tres jóvenes señoritas burgalesas, España en pleno renacer ochentero, música y estética que rompen completamente con los cánones españoles que podemos considerar anteriores a La Movida, y con unas características muy similares a la música y la estética de la propia Movida.

A estas chicas un buen día, no sé como ni por qué (hay poquísima información sobre este grupo... lo dicho, "olvidadas" totalmente) se les unió el señor Nacho Cano (Mecano), y comenzó a trabajar como productor del LP "La Reina del Salón". El que sería su primer y último disco en el mercado.

Este LP fusionaba unas melodías totalmente poperas (muy características de Nacho Cano) con unos efectos de sonido, una interpretación de los temas y una estética totalmente siniestros. Es brutal el contraste que se denota en este disco. Tal y como si mezclásemos un color rosa intenso y eléctrico con gruesas pinceladas de un color negro, denso y pastoso. Su sonido, que puede resultar a simple vista el típico "pop facilón y estridente de La Movida", está repleto de texturas contrapuestas, de la dulzura, la candidez y la ingenuidad, en conjunto con la oscuridad, la melancolía, la tristeza, el goticismo.

Podríamos comparar a este trío con grupos como Parálisis Permanente, sin embargo éstos se diferencian en que sus melodías viran más hacia el punk que hacia el pop, y en que, mientras el sonido propio de Magenta es de alguna manera más elegante y melancólico, el de Parálisis es más "sucio" (digno del punk). Pero si nos referimos a la oscuridad de sus efectos y de su estética, encontramos una curiosa gran coincidencia.

Como dije anteriormente, la información sobre esta agrupación es demasiado limitada y seguramente insuficiente para hacer un artículo como dios manda. Una pena que no pueda resolver mis dudas sobre estas chicas. Pero me conformo con escuchar este gran disco de tanto en tanto.


Irene García Maciá

PD: Aquí dejo dos videos con canciones de su LP. Lo poco que he encontrado. Espero que os guste:








jueves, 25 de septiembre de 2008

Hoy, canción dedicada

(Hoy te dedico esta entrada del blog. Por tu apoyo incondicional. Porque muchas frases de esta canción han salido de tu boca, cuando he necesitado oírlas. Por las veces que la hemos escuchado juntos, y las que la escucharemos.)


Lynyrd Skynyrd - Simple Man (Hombre Sencillo)


Mi madre me dijo de niño "Ven, siéntate a mi lado, mi único hijo. Escucha atentamente lo que digo, y si lo haces esto te ayudará un día no muy lejano.
Tómate tu tiempo... no vivas demasiado deprisa. Los problemas llegarán...y pasarán de largo. Buscarás una persona... y encontrarás el amor. Y nunca olvides, hijo, que alguien te cuidará desde arriba.
Sé un hombre sencillo. Sé lo que desees ser y serás sabio. Sé un hombre sencillo, ¿lo harás por mi, hijo, si puedes?.
Apartate de la ambición por el oro de los poderosos, pues todo lo que necesitas está en tu alma. Y tú lo puedes conseguir, si lo intentas. Todo lo que quiero para ti, hijo mio, es que te sientas satisfecho.
Pequeño, no te preocupes... te encontrarás a ti mismo. Sigue a tu corazón y a nada más. Lo lograrás, si lo intentas. Todo lo que necesito de ti, hijo mio, es que te sientas satisfecho."





viernes, 19 de septiembre de 2008

Operación Led Zeppelin


La operación a la que me voy a referir arranca en Inglaterra, sobre el mes de octubre del año 1968, con un joven Jimmy Page como perfecto culpable de la gran proeza. Esta operación recibe el nombre de LED ZEPPELIN, y no tardó en conquistar gran parte del mundo y rendirlo a sus pies.

Robert Plant (vocalista principal, harmónica y pandereta), John Paul Jones (bajista, teclados, pianista y coros), John Bonham, alias Bonzo (batería, percusionista en general y coros) y el mismo Jimmy Page (guitarrista, productor, arreglista, segunda voz), componen esta agrupación a la que muchísima gente entendida y no tan entendida, se refiere como ”la mejor banda de rock de la historia”. Sin embargo, no seré yo quien afirme a pies juntillas ese tópico, por razones que más adelante explicaré.

Led Zeppelin, creó trece discos, trece obras de arte (sin contar las recopilaciones), y en cada uno de ellos quedan claramente diferenciados de cualquier otro grupo de rock, a secas.

A lo largo de su extensa discografía, observamos una serie de elementos que no encontramos en ninguna otra formación de la época, ni encontraremos hasta el día de hoy. Claro está que LZ es un grupo de rock en su esencia, un rock clásico fusionado con sonidos árabes, indios, blues, soul, country…Sin mencionar los métodos de composición utilizados, comparables en algunos casos a los seguidos en la música clásica, y los efectos de sonido ideados por Page, totalmente adelantados a su tiempo (por ejemplo, fue el primer guitarrista en usar un arco de violonchelo en los solos de guitarra, fue de los primeros en usar guitarra de doble mástil, y mediante la manipulación de los amplificadores y sintetizadores, conseguía que el eco sonase antes del sonido original y no después, como es lógico) Elementos que unidos a la aportación personal y musical de cada uno de sus componentes (cada uno de ellos es un mundo totalmente diferente al de los demás), consiguen dar a su música un misticismo especial, un sentimiento tan profundo y a la vez tan pasional, que es capaz de conmover y de atravesar el alma de cualquier persona que quiera escuchar de verdad, con sus cinco sentidos alerta. En sus letras podemos encontrarnos de repente con Tolkien, o a personajes de la mitología griega, con algunas de sus citas y trozos de sus historias...

LZ es una amalgama de sensaciones difícil de describir con palabras. Quizás la mejor manera de experimentarlo sea escuchar Stairway to Heaven en soledad, en la oscuridad de tu habitación, o simplemente dejando tu mente en blanco…No sé.
Estos son los motivos por los que me niego a afirmar literalmente que LZ sea la mejor banda de rock de la historia. Y esto es porque creo firmemente que es la mejor banda, en general, de la historia. No sólo de rock.

Un tiempo atrás, cuando alguien me preguntaba cuando comencé a aficionarme por este grupo, contestaba “hace relativamente poco”… Sin embargo, ahora lo pienso y me doy cuenta de que llevo escuchándolos casi toda mi vida. Ahora sé que este grupo llegó a mí hace muchos años (cuando el Led Zeppelin IV”, sonaba en mi salón)
Y ahora sé que llegó para quedarse.


Irene García Maciá

martes, 16 de septiembre de 2008

Memoria de jóvenes airados

Porque hoy me siento así...


"Nosotros, que somos los de entonces, los que no tenemos donde, los que siempre hablamos solos. Nosotros, que no formamos parte, decidimos seguir al margen, viviendo en el alambre. Memoria de jóvenes airados, vive al norte del futuro y al sur de la esperanza. Cautivos en reinos conquistados donde habitan los silencios, donde ya no queda nada. Memoria de jóvenes airados. Nosotros, que estamos siempre alerta, marcamos la diferencia, sin haceros reverencias. Vivimos, caminamos sin aliados, amamos como soñamos, soñamos siempre armados. Memoria de jóvenes airados, vive al norte del futuro y al sur de la esperanza..."



Y ya que estoy, aprovecho para hacer promoción del último proyecto de Loquillo (sin Trogloditas), "Balmoral", con este video de su primer single "Memoria de jóvenes airados".



Lo cierto es que, este primer single me ha transmitido muy buenas vibraciones. Deja un sabor muy parecido al Loquillo de toda la vida, y más aún al del último disco que sacó al mercado con los Trogloditas, "Arte y Ensayo", demostrando una actitud pícara, rockera y canalla que perdura a los largo de las décadas, no sin un tinte melancólico y en ocasiones apesadumbrado, por el mismo motivo, el paso del tiempo. Este single desprende un mensaje que me recuerda a "Cuando fuimos los mejores", "Veteranos", etc.

Loquillo nos habla de todo lo vivido, de todo lo pasado y al mismo tiempo de todo lo imperecedero en la vida de un rockero, con nostalgia. Una poética y dulce nostalgia con el puño siempre alzado, hasta el final.

Sin embargo, bajo mi punto de vista, la juventud actual no dista tanto de la de entonces. Creo que quizás sea este el motivo por el que las letras de este señor, a pesar del paso del tiempo, calan tan hondo en los corazoncitos de los jóvenes airados que hoy por hoy, nos reconocemos en sus canciones, en su memoria.

El video que cuelgo a continuación, es una actuación que ví anoche en los concierto de Radio3, que televisan de madrugada en la 2ª de Televisión Española. Así descubri esta canción.

Irene García Maciá
PD: Espero que os guste ;)

lunes, 15 de septiembre de 2008

Buscando en el baúl de los recuerdos...

...Me encontré con este artículo del año 2006. En esos tiempos yo estaba terminando el instituto y con ello, también terminaba mi participación en la revista Escriu, donde colaboré durante un tiempecito, en la sección de crítica musical, junto con mi gran amigo Avelino Fernández :) Se trataba de una revista hecha en su totalidad, por y para los alumnos (aunque también aparecía algún que otro profesor). Era horas de recreos perdidas organizando reuniones, buscando a gente que estuviese dispuesta a colaborar, presentaciones en el aula magna (a las que sólo asistían cuatro o cinco profesores y nuestros amigos más allegados), repartirlas, etc.. Total para que luego la gente ni las abriera y las utilizase como brasas para el día del concurso de paellas, pero sinceramente, eso no hacía que nos sintiésemos menos orgullosos de nuestro trabajo. Sí, suena a chiquillada... pero era una chiquillada en la que poníamos mucho empeño (más que en estudiar, lógicamente), teníamos muchas ganas de hacer cosas, y sobre todo, mucha amistad y compañerismo entre nosotros. Es bonito repasar esas revistas de vez en cuando y recordar que fue donde me atreví a publicar algo, por primera vez.
Hace dos años de esto, pero yo me siento como si hubiesen pasado 5 o 6.
En fin, que me enrollo mucho. Este es un artículo que escribí sobre el grupo de pop-rock R.E.M. Con motivo de mi asistencia a uno de los conciertos de la gira que realizaron por su 25 aniversario, en el año 2006, como dije anteriormente. Y ya que estoy os animo a todas y todos los que querais y/o podais, a verlos el día 30 de Septiembre en Murcia. No os decepcionarán en absoluto.
¡Cuidaos!
R.E.M: 25 años del mejor pop-rock


"Rapid Eye Movement" Este es el nombre con el que reconocemos a uno de los
mejores grupos (si no el mejor, teniendo en cuenta como se encuentra el panorama
musical actualmente...) de pop-rock de las últimas décadas.
R.E.M. procedentes de Athens (Georgia, EEUU), comenzaron su carrera hacia el estrellato en el año 1981
con su primer single "Radio Free Europe", con el que debutaron, para luego sacar su primer disco "Chronic Town" en 1982. Pero sin duda, el responsable de que llegaran a lo más alto fue un gran trabajo llamado "Out OfTime" (1991).
Gran parte de vosotros conoceréis a este grupo por éxitos como "Man On The Moon", "Imitation Of Life", "BadDay", "Everybody hurts" (versionada por otro gran grupo, The Corrs), y cómo no, por la famosa "Losing My Religión", entre otras.
Estos genios, desde sus comienzos (de raíces más punk), han producido un sonido que se ha convertido en propio y característico de ellos, producto de la fusión de las sencillas y suaves melodías de Peter Buck (guitarra) y Mike Mills (bajo, piano y coros), de unas letras auténticas, que rozan el misticismo y cuyo mensaje en ocasiones cuesta descifrar, y de la inconfundible voz nasal (aunque melodiosa al mismo tiempo) e increíblemente melancólica de su líder, Michael Stipe.
Hace unos meses tuve la posibilidad de ver a R.E.M. en concierto y he de decir que me sorprendí muchísimo al descubrir que no sonaban como en los discos que había escuchado. Es unos de los pocos grupos que suenan infinitamente mejor en directo que en cualquier disco.
También me impresionó mucho su vocalista, Michael Stipe. Es un verdadero showman que se pasa todo el concierto corriendo de un lado al otro del gran escenario, saltando por encima de los bafles, bailando de forma espasmódica y acabando medio desnudo.
Este año R.E.M. ha celebrado su 25 cumpleaños con 25 conciertos en Europa y la presentación de un nuevo disco,"Around The Sun". Pero no penséis que esto acaba aquí, porque a estos chavalillos cincuentones aun les queda muchísimo por ofrecernos. HAPPY BIRTHDAY!

Irene García Maciá



domingo, 14 de septiembre de 2008

Mujeres: músicas y transgresoras

¡Hola!
En primer lugar, quiero agradecer a toda la gente que habeis dejado vuestro comentario en el blog, que lo hayáis hecho. Me alegro de que, por lo que veo, de momento os guste lo que aparece por aquí, y espero que siga siendo así :)
En segundo lugar, hoy voy a subir un trabajo que presenté tras acudir a un interesantísimo curso en la universidad de Alicante, este pasado mes de julio, que me entusiasmó mucho, la verdad.
¡Cuidaos!


MOVIDA(S) MUJERES: MÚSICA Y TRANSGRESIÓN EN LA TRANSICIÓN ESPAÑOLA


REFLEXIÓN PERSONAL SOBRE EL CURSO:

Desde el primer momento en el que vi la oferta de cursos de la Universidad de verano se fue mi atención a este. “Es el conjunto de feminismo, música e historia…justo las tres cosas que más me interesan a la hora de estudiar. ¡Parece que esté hecho para mí! Pensé.

He de decir que acerté por completo matriculándome y que me dio pena el hecho de que terminase. Lo cierto es que he disfrutado de cada ponencia y de cada debate, así como de cada video y cada fotografía. Y creo sinceramente, que ha sido un excelente trabajo el vuestro, a la hora de crearlo y conducirlo.

Han sido muchos los pensamientos que han ido pasando por mi cabeza durante estos cinco días que ha durado el curso, así como las reflexiones. Así que, aunque me cueste, voy a intentar ordenarlas de la mejor forma posible a la hora de plasmarlas aquí.

Empezaré confesando que, a pesar del estupendo trabajo realizado por cada ponente, la persona que más y mejor ha despejado las dudas y los enigmas que tenía sobre el tema de La Movida fue Ana Curra (Alaska y los Pegamoides, Parálisis Permanente, Seres Vacíos, Negros S.A...). A pesar del “desorden” que la acompañó, creo que no hay mejor forma de comprender qué fue la leyenda de La Movida madrileña, que verla
encarnada en una persona que la ha vivido directamente, y además de una manera tan entregada, sincera y convencida. Durante el tiempo que estuvo en el aula así lo reflejó, con su manera de expresarse, sus anécdotas y su propio aspecto. Consiguió trasladarme al Madrid más colorista y atrevido de los años 80. Creo que eso tiene mucho mérito y que ahí es donde refleja lo auténtica que puede llegar a ser como artista. Una actitud que a mucha gente pudo parecerle exagerada o caótica, a mí consiguió conmoverme.

Cambió mucho mi punto de vista sobre lo que conocía de La Movida (tanto respecto a las mujeres implicadas, como en general). Yo conocía en un principio los típicos cuatro o cinco grupos conocidos por la mayoría de gente (al menos la de mi quinta), que en la mayoría de ellos figuraba la famosa Alaska y Nacho Canut, alguna que otra película de Pedro Almodóvar… y poco más.

Como Ana dijo, para ella esa etapa de su vida fue una “clase magistral de vida”, y así lo mostró en todo momento.

Me hizo entender que La Movida no fue el famoseo, el producto comercial, ni el “petardeo” que ha transcendido hasta hoy, sino que fue un ejercicio de desarrollo de una máxima creatividad, y una lucha por conseguir la libertad de expresión y de individualidad, años atrás secuestradas en una España moribunda, sin el uso de ningún tipo de ideologías políticas, sino mediante la unión, el color, la música y la alegría. Así como un ejercicio de riesgo. Arriesgarse a la censura, a ser diferentes, a ser ellas y ellos mismos, y no lo que la sociedad esperaba.
Y para muchas, lo que aún es más fuerte, arriesgarse a ser mujeres, mujeres que rompen el prototipo de “mujer española” de antaño para crear el suyo propio, mujeres libres, felices, autosuficientes y eficientes en todos los terrenos, y también en la música.

Me llamó muchísimo la atención la manera en el que varió dicho estereotipo de “mujer española”, como pudimos ver en las respectivas ponencias de Eduardo Viñuela y Concha Collado. Esa evolución de la mujer tanto como persona, como artista.
El paso de la señora de férrea moral católica, dueña de su hogar (de sus respectivas tareas domésticas, claro…), y a su vez sierva y amante fiel de su dueño, y de la adolescente virginal, a la mujer libre para ser dueña de su propia vida, de su cuerpo, de su futuro y lo más importante de DERECHOS (aunque sean tan fundamentales…), a la muchacha dispuesta a expresarse y a vivir su sexualidad sin ningún tipo de represión ni sentimiento de culpa.
Como también ese paso de de las folclóricas de negra mantilla y rosario en su cuello, como viva imagen del régimen, de la sumisión y el conformismo, a las chicas de pelo cardado, medias rotas, imagen atrevida, muy maquilladas y llenas de color y de vida.
Impresionante la forma en la que evolucionamos de un extremo al otro, afortunadamente.

A raíz de la ponencia de Eduardo Viñuela he aprendido a profundizar todavía más en el lenguaje de la música, a mirar más allá y descifrar cosas en canciones aparentemente normales, y es algo que agradezco, ya que es una forma de agudizar el oído y a distinguir detalles que aunque la mayoría de las veces no nos damos cuenta, están ahí.

Como también es de agradecer la alta dosis de cultura musical que nos proporcionaron durante estos días expertos como Lucas Carbonell, Héctor Fouce y Patricia Godes.
Es mucho lo que hemos aprendido sobre muchos aspectos: la importancia de los programas televisivos, las tribus urbanas en la música, de las influencias importadas de la música y la estética inglesa y estadounidense, en las diferencias de estilos durante el franquismo y durante la Transición, en la diversidad de grupos, en las mujeres dentro de los grupos, y sobre la importancia de la falta de mujeres dentro de la industria, en la producción y la realización de música.

La mayoría de la gente encargada de la tarea de producción, realización y promoción, de la que nos han hablado, eran hombres. Salvo en el caso de Paloma Chamorro y pocas más, las mujeres siempre han estado en un segundo plano, en este ámbito. Creo muy necesaria la implicación más a fondo de la mujer en la industria musical, tanto en la de la época de La Movida, como en la actual. Las estructuras eran y siguen siendo originariamente masculinas. Tanto en la música como en el cine. Lo que el cine busca suscitar en el hombre siempre suele ser identificación con el personaje masculino, y si es femenino, deseo. Sea como sea, el placer visual casi siempre está destinado al hombre. Así lo vimos con el análisis de Santiago Fouz-Hernández.
Y vimos también el desafío a ciertos aspectos machistas del cine, por parte del particular método utilizado por Pedro Almodóvar, con una manera de destinar el cine a la mirada de la mujer y del hombre homosexual.

De mano de Germán Labrador y Silvia Bermúdez, entendimos la importancia social de la estética. De la imagen radical como reflejo de cambio y de libertad. Y también de la propia imagen como producto publicitario y marca identitaria, como en el caso de Alaska, que logró convertiste en un icono cultural que se mueve la mayoría del tiempo en un ámbito público.
En la estética se observa a una población deseosa de expresarse en libertad. Es donde mejor se ve la situación del sistema en un país. Es el conjunto de consecuencias que inciden de una forma directa en la vida de los individuos.

Por otra parte, pero sin perder la conexión con los temas anteriores, de las abogadas Mar Esquembre, Mª Ángeles Moraga y Concha Collado, me llevo el conocimiento de todos los derechos que nos pertenecen como personas y como mujeres, que he de reconocer que algunos los desconocía, las actividades que las mujeres promovían desde los partidos políticos, y las leyes que nos amparan, -al menos teóricamente-, como mujeres. ¿Y qué hay más importante a la hora de luchar por lo que nos merecemos y por lo que queremos, que conocer nuestros derechos? Creo que sus respectivas ponencias han servido ante todo, no sólo para darnos cuenta de lo que ya hemos conseguido (en parte…), sino para darnos cuenta de todo lo que todavía nos queda por delante, todo lo que nos queda por luchar y por conseguir en diferentes terrenos, mediante la educación, tanto en las escuelas como en casa, desde nuestros oficios, desde los medios de comunicación, desde el arte, etc.

Creo que lo más importante es la unión entre todas y mediante esto, cambiar poco a poco esta sociedad que siempre nos ha tenido olvidadas, y si no, al menos lo ha intentado.




MUJERES TRANSGRESORAS EN LA MÚSICA ACTUAL

Actualmente también contamos con mujeres, a mi juicio, auténticamente transgresoras. La gran mayoría de ellas las encuentro en el rock independiente.

Para mí de la música que escuchamos hoy por hoy, las más transgresoras del panorama musical serían Amy Winehouse, Peaches y Beth Ditto (cantante de “The Gossip”), y si retrocedemos un poco a los noventa, los grupos pertenecientes al movimiento Riot Grrrl, como “Bikini Kill” (como nos comentó Héctor Fouce), que tras disolverse, hoy encontramos a un par de ellas en el grupo “Le Tigre”, “Seven Year Bitch”, “Bratmobile”, “L7”, “The Slits”, etc.

Mujeres que provocaron un gran movimiento revolucionario feminista dentro del rock, con publicaciones independientes, discográficas independientes y ante todo estilos independientes. No tenían trato con la prensa, con lo cual no transcendió tanto como pudiese haberlo hecho.

Sin embargo si volvemos a la actualidad, encontramos modelos de mujeres como Amy Winehouse. Compositora y cantante que fusiona en sus discos, blues, reggae, jazz, pop, etc.. Desde mi punto de vista de una gran calidad, talento y originalidad. Sin embargo, por lo que más se le reconoce es por la polémica que desatan sus vicios, y por su imagen personal, con sus tatuajes inspirados en los de los marineros, su peinado exagerado y su estilismo y maquillaje no menos llamativos. Una imagen muy alejada del canon de cantante jovencita, de curvas perfectas, pelo prefecto, cara
perfecta y voz angelical.

Amy mantiene la típica actitud de “sexo, drogas y rock&roll”. Una actitud que siempre hemos sabido que existía, siempre ha habido músicos que han tomado drogas y que han bebido alcohol encima del escenario dando conciertos, sin embargo, ¿por qué nos llama tanto la atención cuando esta actitud se manifiesta en una mujer y no en un hombre?, ¿por qué si lo hace un rockero lo convierte en un rebelde o un bohemio y si lo hace una mujer se le tacha de lo peor posible?

En el caso de Beth Ditto, es casi lo mismo, una mujer con una voz espectacular, que se atreve a innovar, llevando la voz negra al punk.

Creó un gran revuelo con sus letras al hablar de comportamientos lésbicos, ya que a mucha gente le parecían demasiado “explícitas”. Esta misma polémica por los mensajes directos de contenido feminista y de liberación sexual femenina recayó sobre la rockera Peaches, también. Ditto, del mismo modo, dejó a mucha gente con la boca abierta al airear su actitud rebelde encima del escenario, saliendo muy ligera de ropa a pesar de sus cien kilos, demostrando que es feliz con su cuerpo y que no tiene ningún tipo de complejo, ni deseo de gustar a nadie más que a si misma.

Beth fue aplaudida por unos y duramente criticada por otros, sin embargo sigue moviéndose y mostrando sus curvas en cada concierto.

Con estos ejemplos podemos ver que aún hoy, las mujeres de la música siguen sufriendo el peso de los estereotipos, y siguen con muchas limitaciones a la hora de expresarse libremente. Pero afortunadamente, creo que cada vez aparecen más chicas cargadas de talento y de rebeldía, dispuestas a romper moldes y a demostrar lo que valen, por encima de las exigencias y la hipocresía de la industria.





Irene García Maciá


miércoles, 10 de septiembre de 2008

Amy Winehouse


Hoy voy a hablar de Amy Winehouse... Sí, qué decir de ella que a estas alturas no se sepa. Pero en este caso me voy a referir a lo que me repatea que tan a menudo mezclemos lo personal y profesional, o que mucho peor, nos centremos tan sólo en lo personal y pasemos de lo profesional, sobre todo si nos referimos a un artista. Y que en este caso, dejemos de lado su carrera y todo lo bueno que está aportando al panorama musical, que en mi opinión falta le hacía, para hablar constantemente de lo “chunga” que parece ser como persona, o juzgar sus “diabólicos hábitos insanos”, lo cual se ha convertido en la comidilla para morbosos de más de medio mundo, y lo que también la está haciendo subir como la espuma... por mucha pena que me dé, en el sentido de que en muchísimos casos (y este por desgracia creo que es otro más) el propio éxito en la carrera musical se convierte en un propio verdugo. No sólo por los millones acumulados, por el hecho de vivir a un ritmo frenético, por mantener una rock&roll actitud constantemente, o por el "sexo, drogas, y rock&roll" ya tan explotado, sino también en muchos casos por la hipocresía de tanta gente que criticamos y juzgamos los problemas personales, (que en realidad ni nos van ni nos vienen a la hora de consumir buena música) en este caso de esta artista tan polémica (y a la vez tan auténtica), y que al mismo tiempo bajamos o compramos sus discos, o peor aun, de los que no conocen absolutamente nada de la Winehouse compositora y cantante, y basan sus críticas en las revistas de cotilleos, famosas por publicar “mentira, tras mentira, tras mentira” como ella misma afirmó.
Son varios los factores que pueden llevar a una persona que vive constantemente en el ojo de huracán (la mayoría del tiempo, para mal) a perder la cabeza, aunque no quiero que parezca en ningún caso, que estoy excusando o defendiendo esas actitudes, o que siento pena por ella por tenerlas…Porque no es así, pena siento hacia otro tipo de personas con otro tipo de problemas, pero bueno, esto es otro tema…
Amy Winehouse se ha convertido en la última cabeza de turco de la historia del rock&roll, como pasó en su día con importantísimas estrellas como Janis Joplin, Jimy Hendrix, Sid Vicious, Jim Morrison, y en últimas instancias Kurt Cobain o Shannon Hoon… y yo me pregunto, ¿por qué a estos artistas se les juzga e infravalora constantemente durante su vida, y en el momento en el que mueren y finaliza su carrera de golpe, comenzamos a verlos en camisetas, pósters, y recopilatorios por doquier? ¿Por qué en tantos casos algo tan terrible como la muerte se convierte automáticamente en “Mito”?. ¿Por qué esperamos a valorar a los artistas como tales, cuando desaparecen?. ¿Será cosa de la hipocresía de la industria?... ¿Será cuestión de dejar de meter mierda, como también de mitificar a personas como tú y yo, con sus defectos y virtudes?. ¿Y si solamente intentásemos ver a una profesional encima de un escenario en lugar de un personaje de ciencia ficción? . Lo que tengo claro es que hace falta un cambio.
Volviendo a Amy, ojala valorásemos más a esta artista por lo que trasmite lo que suena en sus discos, que por como pueda ser en su vida diaria con la prensa o con sus amigos… Porque si nos olvidamos de toda la farándula y toda la porquería, si nos referimos a talento y calidad, sí creo que ahora mismo merece estar en lo más alto.
Irene García Maciá (15. 07. 2008)